Buscar

Tres puntos muy luchados y un bálsamo para los blancos (5-3)

En un encuentro de tú a tú, el Portus Apostoli volvió a la senda de la victoria superando a un correoso Barça B que tuvo opciones hasta el último segundo de arañar algo positivo de Noia.

Rangel celebra el definitivo tanto del partido, ante la desesperación de uno de los jugadores del Barça B (foto: Pichero)

Más que una victoria, una redención después de lo de las últimas jornadas, logró el Noia Portus Apostoli FS en la visita del Barça B al Agustín Mourís, poblado por parte de una amplia afición deseosa de ver un triunfo de los suyos tres partidos después.


Se complicó la empresa en un inicio poco habitual en el feudo noiés. Los de Marlon Velasco no lograron imponer su ley, y el Barça B fue mejor en los inicios del encuentro. Sin embargo, sería cuando el Portus Apostoli comenzaba a despertar cuando el conjunto culé encontró el camino al gol, con una pérdida noiesa en medio campo de la que Mario, en el ocho, hacía una transición letal para superar a Álex Pérez.


No se amilanó el cuadro blanco con el gol en contra. Es más, aumentó su apuesta ofensiva y obligó a emplearse a fondo más que nunca a Dîrul, antes del tanto que puso nuevamente el empate, además de justicia. Uno para guardar en Argentina y, particularmente, para Power Raggiati, el encargado de poner fin a la más de una hora sin anotar que llevaba el bloque noiés con su primera diana con la camiseta blanca, que consiguió sorteando a Dîrul y, casi sin ángulo, tocar lo justo para superar la línea de gol.


El acoso noiés prosiguió, Dîrul siguió haciéndose protagonista bajo palos, y Álex Pérez no tuvo que lamentar ninguna gran ocasión blaugrana, en unos últimos minutos de la primera mitad que dejaron todo para jugarse en la segunda.


Descanso, Noia Portus Apostoli FS 1-1 Barça B


Discurso ese, el de jugárselo en la segunda, que Marlon Velasco se tomó al pie de la letra. Sorprendió, al igual que hace dos semanas, introduciendo de inicio en la reanudación a Lluc como portero-jugador. Y en la primera jugada que lograron construir con paciencia y tino, el catalán dio la razón a su técnico con un auténtico golazo, encontrando el hueco donde no lo había para batir a Óscar de la Faya.


Posteriormente al 2-1, supo el equipo local apaciguar el intento de reacción de los de Xavi Closas, y castigar en un balón suelto que Antonio Diz envió a las redes para aumentar la ventaja, en el minuto 24 de partido.


A pesar de los dos goles de diferencia que se colocaban en el electrónico, el Barça B supo no irse del partido y mantenerse con opciones. En una de esas llegadas, los colegiados vieron penalti en una caída en el área de Rufino. El ala-pívot argentino no perdonó en el disparo de la pena máxima y devolvió a su equipo a la contienda con más de trece minutos por delante.


Pudo empatar el conjunto culé en una acción de esquina que se fue alta por poco, y por el contrario acabó recibiendo el cuarto zarpazo local de la tarde. No perdonó Pirata un servicio de Lluc cerca del área, alojando el esférico en la mismísima escuadra, donde no llegaría un reisgnado Óscar.


Con el marcador y el partido ciertamente controlado por el Portus Apostoli, un nuevo pequeño gran detalle permitió al Barça B volver a ponerse a un tanto. Rufino, sin duda de los más activos de los suyos en la segunda parte, recuperó el balón ante Pope y superó a Álex Pérez en el uno contra uno.


Menos de diez minutos y mucho partido por decidir todavía. Quizás recordando viejos fantasmas, ese tercer gol visitante achicó en cierta medida a los de Marlon Velasco, obligados a mostrar su mejor cara en defensa ante las acometidas azulgranas y buscando su ocasión para cerrar el partido.


Daniel tuvo la más clara del Barça B, con un disparo al palo, antes de que Xavi Closas, a dos minutos del final, introdujera el portero-jugador con Víctor Pérez. Recuerdos recientes vinieron a la mente, pero se acabaron reeditando ejemplos anteriores: grandísima defensa blanca y sentencia del partido de Javi Rangel. El de Mataró fue todo tranquilidad para, a 2’’ del final, asegurar unos necesarios tres puntos.


Final del partido, Noia Portus Apostoli FS 5-3 Barça B


Para terminar la primera vuelta de esta segunda fase el Portus Apostoli se desplazará a El Ejido, donde visitará al campeón del Subgrupo A, el CD El Ejido Futsal.


Ficha técnica:


Noia Portus Apostoli FS: Álex Pérez (p), Pope, Lluc, Pirata y Antonio Diz. También jugaron Palmas (c), Power, Luisma, Rangel, Javaloy, Álex Naranjo, Rivera y Armando.


Barça B: Dîrul (p), Mario, David Peña, Víctor Pérez y Nicolás. También jugaron Óscar (p), Ortas, Jesús Sancho (c), Cerón, Campàs, Daniel y Rufino.


Goles: 0-1 Mario (8’), 1-1 Power (15’), 2-1 Lluc (21’), 3-1 Antonio Diz (24’), 3-2 Rufino de penalti (27’), 4-2 Pirata (29’), 4-3 Rufino (32’), 5-3 Rangel (40’).


Los colegiados Montero Galán y Ontañón Ramos amonestaron con cartulina amarilla a los locales Pirata (12’), Rangel (26’) y Álex Pérez (34’) y a los visitantes Mario (25’), Víctor Pérez (31’), David Peña (31’) y Rufino (34’).


Incidencias: partido correspondiente a la jornada 3 del Subgrupo C de la Segunda División, disputado en el Municipal Agustín Mourís de Noia ante la presencia de unos 180 aficionados.

2020-09-01.png